Saltar al contenido

Buenos Valores y Amor desde la Familia

marzo 5, 2019

Se sabe que en toda sociedad la familia es el núcleo principal, y donde se comienzan a formar muchos de los valores que nos van fortaleciendo como seres humanos. Se sabe que los valores morales y éticos deben ser enseñados desde la niñez y juventud, para formar personas de bien.

Lamentablemente en Latinoamérica la violencia intrafamiliar es algo que está presente día a día, y algunas de las causas variadas que podemos ver son las siguientes:

  • Alcoholismo
  • Drogadicción
  • Problemas económicos
  • Mala Comunicación

En el caso de Guatemala las estadísticas mostradas por el Instituto Nacional de Estadística muestran que en el 2017 teníamos alrededor de un 30.39% de Violencia Intrafamiliar juntando todos los departamentos del país. Una cifra algo alta para un país de extensión territorial pequeña por lo que muchas instituciones se alarmaron.

Se sabe que la violencia se puede dar también de distintas maneras la más común usualmente es la Violencia Física que es por medio de las agresiones; está la Violencia Psicológica donde el afectado recibe insultos hacia su persona causándole un daño hacia su autoestima; la Violencia Económica es la mala manipulación del ingreso monetario que será utilizado solo para las necesidades del agresor y por ultimo esta la Violencia Sexual que es donde se comete la violación o incluso el acoso.

¿Qué puedo hacer si hay se de algún caso de Violencia Intrafamiliar?

En caso de que seas o no el afectado debes denunciar este tipo de conductas a la Policía o a los Juzgados de Familia. Ya que son las instituciones que velan por el bien del ciudadano. Usualmente los afectados tienen miedo o vergüenza denunciar es por eso que muchos necesitan de apoyo para realizar este acto.

Además de poder denunciar en Guatemala tenemos en nuestras manos y a nuestro alcance la “Ley para prevenir, sancionar y erradicar la violencia intrafamiliar” aprobada por el Decreto 97-1997, donde podremos educarnos y también proporcionar apoyo para aquellos que no tienen conocimiento de dicha ley.

Un cambio positivo también ha sido que a través de los últimos años se ha fomentado mucho la educación de Denunciar y pronunciar nuestro Derechos por medio de las autoridades. Es por eso que el Ministerio de Gobernación de Guatemala mostro que en el año 2018 para ser más preciso los primeros 5 meses hubo una baja de porcentaje en la Violencia Intrafamiliar que fue del 16.5% que fue lo que se redujo.  

Esto se debe también a que muchos jóvenes no han querido adoptar patrones familiares anteriores o simplemente hacer un cambio en la sociedad y es que muchas familias en el siglo 21 están siendo conformadas por padres Millennials (Los Millennials son aquellas personas nacidad entre 1981 y 1999, que actualmente tienen una edad comprendida entre 16 y 36 años), dando a conocer nuevas formas de educación, crianza e incluso adaptabilidad en la sociedad. Muchas de estas familias tratan de no abusar de la violencia ya que algunos fueron víctimas de la misma por lo que no desean que sus hijos o futuros hijos la sufran.

Que nos dicen los Psicologos

Muchos Psicólogos comentan que la mejor manera de entablar un círculo de confianza en la familia es la “Buena comunicación y el dialogo para resolver problemas”. La Buena Comunicación en la familia requiere de un pequeño tiempo en el cual todos se puedan sentar y hablar un momento de algún problema que puedan tener o simplemente hablar de sus anécdotas. Esto se puede hacer cuando se va a comer en la mesa o inclusive una reunión familiar en la sala de la casa, siempre es preferible tener este tipo de reuniones en el hogar en vez de un restaurante.

El escuchar, comprender y amar son primordiales, muchos de los problemas que puedan tener los niños o jóvenes siempre deberán ser resueltos con los 3 pasos anteriormente dichos. A su vez darles su espacio, pero sin dejar de preocuparse por ellos, la adolescencia es un paso donde se define aún más la personalidad y actitud de los jóvenes. Pero a su vez muchos pueden ser bombas de emociones que guardan secretos o incluso tristezas, es por eso que debe haber un balance entre las actividades familiares, privadas (dígase platicas de padre a hijo o madre a hija por el estilo) y su espacio personal.

Los niños

En el caso de la niñez es un poco más fácil ya que los niños son pequeñas esponjas que absorben acciones y actitudes, es por eso que también hay que tener cierto cuidado en cómo se actúa enfrente de ellos, ya que ellos serán reflejo de un hogar lleno de amor o violencia. Los niños constantemente se les debe educar para saber que está bien y que está mal ya que no tienen muy bien comprendida esa definición y como padres de familia muchos deben asumir esa tarea juntos.

Por su puesto llega la etapa de la adultez donde muchas de los conocimientos que absorbimos desde pequeños ya han sido fortalecidos, se sabe que de adultos es más difícil reconocer nuestras emociones, pero en cierta manera estamos encerrando todo en una caja la cual hace que muchos se vuelva frígidos, repercutiendo en su personalidad y diario vivir, ya que ocultan lo que en verdad son, cuando la verdad debería ser, al contrario. No está bien ocultar nuestras emociones somos seres humanos y por ende tenemos que ser comprendidos.

Con los que respecta un ambiente familiar siempre debe estar ambientado de amor, respeto, disciplina y buenos valores. De esta manera se fortalecerá una convivencia familiar en la cual siempre haya una buena comunicación y buenas relaciones entre padres e hijos y viceversa. Sin ocultar ningún tipo de problema o vergüenza. 

Como fortalecemos a nuestra Familia

Algunas maneras de mejorar o fortalecer una buena relación familiar son:

  • No ocultar nuestras emociones sin importar la situación que estés viviendo. Todos merecen ser escuchados y comprendidos, a su vez el afecto va de la mano con este paso.
  • Realizar actividades como juegos familiares o incluso una salida familiar para despejar las mentes de todos los integrantes, esto hace que se puedan liberar del estrés rutinario.
  • El Dialogo debe ser fortalecido en cualquier momento, nunca dejes pasar un problema por miedo o vergüenza, háblalo con tu familia ellos sabrán que hacer o como apoyarte.
  • Los logros o metas alcanzadas compártelas con los demás integrantes de tu familia, para que este sea una meta conjunta y en familia.

¿Qué debemos evitar para llegar a la Violencia Intrafamiliar?

  • No dejes que sentimientos como la ira, enojo o incluso el miedo se apoderen de tu familia ya que estos pueden ser contagiosos, no dejes que ninguno de los integrantes de tu familia conviva con estas emociones, ya que pueden hacerles de frente juntos.
  • El ignorar situaciones o problemas familiares hacen que se acumulen y a la final exploten, pon atención siempre en tu entorno y quienes te acompañan.
  • No dejes que el impulso de la violencia física o psicológica te dominen, ya que el maltrato con golpes o palabras son hirientes, trata de comprender y no te dejes llevar por un impulso negativo.
  • Las discusiones nunca las debes hacer notar con tus hijos y menos en el entorno público, es mejor solucionar los problemas y opiniones distintas en privado. Dando un ejemplo de respeto y capacidad de dialogo.
  • Por último, no dejes que influencias negativas o pesimistas sean las que influencien a tu familia.